Autor:
Raquel Sancho
Fecha:
17/1/2023
Tiempo lectura:
4
 min
Categoría:
Coche
Sin categoría
Volver al blog
Coche
4
 min de lectura

Elegir entre coche automático y manual

Raquel Sancho
17/1/2023

En nuestro país, aunque desde hace un tiempo los coches automáticos comienzan a reclamar su espacio en el parque automovilístico, a todavía hay gente reacia a utilizarlos y prefieren los coches manuales. A continuación, los conoceremos un poco más.

Quizás no sepas que más del 90 % de las matriculaciones en EE.UU. corresponde a coches automáticos. Tanto es así que el examen para la obtención del carné de conducir se realiza en un vehículo automático y no de marchas.

En nuestro país, aunque predominan los manuales, parece que las cosas están cambiando desde hace unos escasos años. Lo cierto es que asistimos a un nuevo escenario, pues si en 2017 solo 1 de cada 10 vehículos que se comercializaba disponía de una caja de cambios automática, al cierre de 2020 ya podíamos hablar de un 31 %. Además, este número sigue aumentando. 

También en los países de nuestro entorno observamos un fenómeno semejante, aunque ellos parecen sacarnos cierta ventaja. Así, en Alemania, el Reino Unido y los Países Bajos ya se sitúan por encima del 40 % de coches con marchas automáticas.

Por lo tanto, los automáticos poco a poco van convenciendo a muchos más conductores. Por este motivo, hemos preparado este artículo en el que abordaremos ambas opciones y por qué deberíamos confiar en una o en otra.

Ventajas y desventajas de un coche automático

En primer lugar, nos detendremos en analizar las ventajas de esta clase de vehículos frente a los manuales a los que estamos prácticamente todos acostumbrados. De esta manera, podemos destacar los siguientes aspectos: 

  • Fáciles de conducir: los automáticos se conducen de manera sencilla, dado que no es necesario estar al tanto del funcionamiento de las marchas e ir cambiando conforme varía nuestra velocidad. Por lo tanto, nos olvidaremos de este tema y nos limitaremos a acelerar o frenar cuando sea necesario.
  • Una avanzada tecnología: los manuales incorporan una tecnología con la que podremos incluso reducir el consumo de gasolina sin que tengamos que hacer nada al respecto.
  • Suavidad y confort en la conducción.
  • Mayor comodidad: sobre todo en espacios urbanos donde son comunes las paradas ante semáforos, atascos y demás. De esta manera, nos ahorramos las arrancadas y los constantes cambios de marcha. 
  • Mejora la seguridad vial: esto se debe a que el coche no se cala y podemos centrarnos más en la conducción. No obstante, quizás convendría poner en cuarentena este posible beneficio porque determinadas voces afirman que el piloto corre el peligro de adormecerse más al volante, dado que ya no tiene que ocuparse de las marchas que, en parte, le ayudan a mantenerse atento y alerta. 
marchas-automaticas-coche

No obstante, los manuales también ofrecen contrapartidas que debemos valorar previamente antes de decidirnos por su compra. Las detallamos a continuación:

  • Precio elevado: estos coches suelen costar un poco más que aquellos que cuentan con una caja de marchas. Se estima que esta diferencia puede alcanzar los 1.000 euros. Aunque algunos fabricantes han llegado a igualar el precio en determinados modelos.
  • Revisiones más costosas y exhaustivas: esto se explica porque existe un importante número de componentes y una evidente complejidad técnica. No hay que olvidar que el cambio automático utiliza una centralita de gestión electrónica, además de diversos sensores que le servirán para calibrar el momento adecuado en el que debe producirse el cambio. Por lo tanto, serán necesarias más revisiones.

Una vez expuestas las fortalezas e inconvenientes de los coches automáticos, toca poner todo en la balanza y sopesar qué nos interesa más.

Ventajas y desventajas de un coche manual

Por su parte, el coche manual, que nos ofrece una caja de cambios y un embrague, también merece que lo tengamos en consideración. De hecho, es posible que nos depare alguna sorpresa. Vamos con sus ventajas:

  • Mantenimiento menos costoso.
  • Más baratos que la versión automática del mismo modelo de coche.
  • Permiten un control absoluto sobre el coche, especialmente en cuestiones de potencia, que muchos conductores valoran.
  • Ofrecen una experiencia de conducción más deportiva.
coche-manual-marchas

Tampoco queremos olvidar los inconvenientes, cuyo análisis nos podrá ayudar a tomar la mejor decisión:

  • En entornos urbanos o con tráfico pesado suele ser un poco más costosa su conducción, ya que son necesarios constantes cambios de marcha y abundan las situaciones en las que es necesario embragar.
  • El aprendizaje es más lento y costará más habituarnos a las marchas. Así, las personas que conducen un coche manual no tendrán dificultad alguna para aprender a manejar uno automático. En cambio, a la inversa esto no es posible y el piloto tendrá que aprender prácticamente de cero.

¿Qué gasta más gasolina manual o automático?

Sin duda, estamos ante la pregunta más recurrente entre todas aquellas personas que se encuentran sopesando ambas alternativas.

En este sentido, hace ya varios años que una conocida marca de automóviles llegó a demostrar que los cambios automáticos son capaces de acelerar de una manera más rápida y gastar menos combustible que los manuales.

Sin embargo, hay quienes sostienen precisamente lo contrario y defienden que son los manuales los que permiten un mayor ahorro en combustible gracias a la conducción eficiente. En concreto, quienes conducen uno manual, según sostienen, pueden ahorrar entre un 10 y un 15 % con respecto a quienes usan uno automático. 

Por lo tanto, parece que a día de hoy no existe una opinión unánime con respecto a este tema. No obstante, parece que las marchas manuales tienen las horas contadas también porque la tecnología de los coches eléctricos solo es posible con una caja de cambios automática. Por lo tanto, la electrificación de los automóviles traerá inevitablemente la implantación de la transmisión automática.

llenar-deposito-coche

En cualquier caso, el automóvil automático todavía tiene un largo camino que recorrer, pues convencer a los conductores no es tarea fácil. Así, según se desprende una reciente encuesta realizada en Alemania a 1062 personas, parece que la mayoría de conductores (un 46 %) prefiere la transmisión manual, mientras que tan solo un 29 % declara que el automático es su predilecto. No debemos olvidar a un nada desdeñable 25 % que parece no tener una preferencia clara sobre este asunto y se muestra indiferente.

No sabemos si toda la información aportada te habrá servido para formarte una opinión al respecto, pero estamos seguros de que has aprendido mucho tras su lectura. En cualquier caso, si nuestro cometido es realizar básicamente desplazamientos urbanos, el coche automático parece una opción muy adecuada. Sin duda, nuestras circunstancias son clave a la hora de decidir entre uno u otro.

Duis vel lectus non lectus dictum vulputate. Suspendisse malesuada hendrerit sagittis.